lunes, 7 de abril de 2014

Huevos de codorniz en nidos de champiñón.



Esta receta, en mi opinión, sirve para un aperitivo o para una cena de picoteo, donde comes cosas distintas, un poquito de cada o como guarnición de una carne.


Un par de champiñones rellenos, bien calentitos, con un vino o una caña, aperitivo perfecto.

Necesitamos:
Champiñones grandes, 2 ó 3 por persona.
Tantos huevos como champiñones.
Aceite, ajo, perejil y sal.





 
Limpiamos los champiñones, sin mojarlos y les quitamos el pie. Con una cucharilla vaciamos un poco más el hueco.

Picamos ajo y lo ponemos en un cuenco con aceite y sal. Con esta mezcla rellenamos los champiñones. 



Los metemos en el horno, a 200º unos 15 minutos. Comprobamos, con la punta de un cuchillo, si ya están; hay que dejarlos “casi, casi” hechos. 

En este punto ponemos un huevo de codorniz en cada hueco. 
Cascar estos huevos es un poco difícil: el mejor sistema es pincharlos con la punta de un cuchillo pequeño de sierra y a partir de ese agujero “serrar” la cascara delicadamente para no romper la yema.





Los volvemos a meter al horno, con calor arriba y abajo, hasta que cuaje el huevo. Depende del calor del horno, pero son apenas un par de minutos.
Hay que vigilarlos y en cuanto la clara se ponga blanca, sacarlos. 

Por eso es necesario que el champiñón ya esté prácticamente terminado cuando le ponemos el huevo.



 
En fin, probad y ya me contaréis.



2 comentarios:

  1. Buenos días Amparo, es la primera vez que visito tu cocina. He llegado a ella, por el olor de estos riquísimos champiñones que se ven deliciosos. Feliz domingo. Un bste.

    ResponderEliminar
  2. Tiene que estar súper bueno. Te espero en elracodeldetall.blogspot.com con dos rituales del Feng Shui que podrán ayudarnos a despejar las energías negativas y estancadas en nuestro hogar y nuestra vida, invitando a que la salud, el amor y la prosperidad estén presentes en este año 2016 que esta por comenzar.

    ResponderEliminar